7 recomendaciones para vivir un año fabuloso


Un año fabuloso no nace, se hace. Especialmente en esta era, en donde el mundo nos sirve frustraciones, rabias, limitaciones, y miedos à volonté.

Precisamente, para que resaltes siendo el cambio, aquí comparto contigo algunas recomendaciones para que tu año sea extraordinariamente fabuloso:

 

1) Ten compromiso y poder de palabra:

Desde lo que dices que vas a comenzar, hasta lo que te dices a diario, tus palabras y pensamientos han de reflejar un nivel alto de compromiso y respeto hacia tu vida, y hacia ti.

Cúmplete las promesas que te haces, pues es la misión que te está encargando tu corazón en estos momentos. Si ves que no has podido hacerlo por tu cuenta busca ayuda, pero hazlo. ¡No te engañes!

2) Sé una persona altamente consciente:

Lo que vives y sientes son indicaciones del nivel de conciencia que tienes en estos momentos, que a su vez es reflejo de tu propia inteligencia emocional.

Si alguien o algo te frustra con frecuencia, si te molestas constantemente, si te paralizas por miedo, e incluso si te saboteas, es muy importante que te vuelvas altamente consciente de ello (y de sus causas) para que puedas comenzar a transformarlo.

Recuerda que si no sanas tus propias heridas las seguirás regando sobre otros, y sobre el mundo en general.

3) Ve mucho más allá:

Tu situación actual no define tu futuro, especialmente si estás viviendo algo que no te gusta. De igual forma, tu pasado no ha de ser un retraso para tu progreso.

Si los problemas que estás teniendo ahora te están afectando y paralizando, muy posiblemente sea porque no has estado viendo más allá.

La mente lógica, especialmente alimentada por limitaciones y miedos, tiene la capacidad de brindarnos soluciones a esos problemas que nos creó, pero para eso primero necesita elevarse y enfrentarse a un nivel superior. Caso contrario, te mantendrá en confusión y estancamiento; muchas veces de forma inconsciente, funcionando bajo la percepción de tus miedos.

Considera solucionar tus problemas elevando la calidad de tus pensamientos. ¡Funciona como magia!

4) Aprende, aprende, y sigue aprendiendo

Es bastante placentero sentir que ya sabemos algo, pero necesitamos ser minuciosamente selectivos a la hora de detener nuestro aprendizaje.

Estar en crecimiento constante implica estar en aprendizaje constante. Si crees que tienes la solución a un problema, y aún así no lo has resuelto, probablemente es porque no sea la verdadera solución.

El conocimiento sobre ti es tu fuente más grande de poder, así que pásate al lado de los estudiantes. Aprende, aprende, y sigue aprendiendo más sobre ti.

5) No planifiques metas. Mejor, encuentra tus metaemociones:

Al principio, las metas nos animan, emocionan e invitan a vivir una vida mejor. Nos encantan sus promesas y los retos que conllevan, pero lo cierto es que con el pasar del tiempo perdemos motivación, nos frustramos y hasta las abandonamos.

En muchos caso, cuando las alcanzamos nos damos cuenta de que no nos hicieron sentir como lo habíamos deseado, que la gloria fue efímera.

Bien, con las metaemociones no sucede eso. Si quieres elevar realmente la calidad de tus experiencias este año te recomiendo altamente que bus